Rodolfo
Foto: Federico Norte


Valle Encantado, en la provincia de Salta, arriba de la cuesta del Obispo, dentro de Parque Nacional "Los Cardones", camino a los Valles Calchaquíes, es como su nombre lo indica, un lugar de encanto, misterioso, original, MÁGICO.
Hay que tener mucha pluma para describir un paisaje y yo no la tengo. Por tal razón no lo hago y trato de zafar diciendo que los paisajes no se pueden describir, hay que "vivirlos", porque hay muchas emociones, estados de ánimo, situaciones diferentes, ... que hacen verlo de una manera o de otra.
Lo que sí puedo hacer, es decirles que es una formación geológica muy particular, de formas caprichosas producto de la erosión, con un microclima especial, donde se pueden ver cóndores, vizcachas de cola larga, begonias naturales, pinturas rupestres, muchas cuevas, médanos de arena colorada, y que lo que ven los turistas que llegan en vehículo es apenas un bajísimo porcentaje, muy lindo sin dudas, de su real potencial. Al Valle Encantado hay que dedicarle tiempo y sacarle el jugo a los guarda parques que están esperando se les pregunte y consulte porque no solo están para retar a quienes se salen del camino o tiran basura.
Desde Valle Encantado se pueden hacer dos trekking de calidad superior hasta El Maray. Uno más fácil y el otro un poco más difícil, pero fantásticos los dos. En cualquiera de los casos hay que pensar en unas 6 horas y hacerlo con guías que conozcan el lugar para disfrutar el paisaje y el programa en lugar de caminar con angustias ya que culturalmente vivimos en una sociedad apurada y con angustias.
Nunca como HOY se explica "todo" y por explicar todo no hay ejercicio mental propio ni tiempo para practicarlo. Vivimos en la civilización de las respuestas y esto nos genera ANGUSTIAS. En el MISTERIO y en el tiempo para develarlo están las respuestas. ¡¡¡ Que importante es conocerse uno mismo !!!
Cuando realizo cabalgatas largas de 8/9 días tengo la posibilidad de hacer noche en Valle Encantado. Generalmente paro en el puesto de Hugo Zerpa, una persona joven, muy conocedora del lugar y de una gran simpatía. Él fue quien me hizo conocer con mucho detalle los secretos de Valle Encantado antes que sea declarado Parque Nacional.
En una oportunidad llegué a su casa con un grupo de europeos. Estábamos tomando mate cocido y gracias a que los europeos hablaban muy bien español conversábamos animadamente y nos reíamos con las anécdotas de Hugo.
En un momento se para para irse a buscar las cabras del cerro y encerrarlas en el corral. Me dio lástima que se cortara una conversación tan amena y agradable lo que me animó a decirle que mande a otra persona a buscar las cabras. Me miró, pensó unos segundos y me contestó "Está bien, lo voy a mandar a Rodolfo".
Sale hasta la puerta del rancho y empieza a los gritos: Rodolfo !!!, Rodolfo !!!, Rodolfo !!! y de repente aparece un perro amarillo, grande, con una cara simpatiquísima y unos ojos despiertos, moviendo la cola y desesperado esperando escuchar las ordenes de Hugo, quien con toda seriedad le dice: " Mira Rodolfo, me vas a ir a buscar las cabras vos solo porque yo estoy con visitas y no te puedo acompañar, las vas a traer con cuidado, despacio para que no se despeñe ninguna y las metes en el corral. Me entendiste bien ???",
..... y salió disparando a cumplir con las indicaciones de Hugo quien regresa a la mesa como si no hubiese pasado nada raro ni especial.
40 minutos después llegó Rodolfo con todas las cabras que encerró en el corral de pirca y se quedó en la entrada esperando que alguien vaya a cerrar la tranquera.
Los europeos y yo nos quedamos con la boca abierta.


ir a MAS SOBRE CABALGATA Volver al HOME