(Primera parte)
Informe PATAGONIA
Temporada 2001 - 2002.

Por cuarto año consecutivo "al borde" se complace en publicar este material, por exclusiva gentileza de Rolando Garibotti, que  reside en Boulder, Colorado.

Información recopilada por Rolando Garibotti (C.A.B.)
Colaboró Diego Punta Fernández.

Fotos Thomas Ullrich
Editó: Santiago Storni

Macizo del Chaltén
Las cumbres están ordenadas de sur a norte, partiendo desde el extremo sur del grupo del Cerro Torre, y luego de norte a sur recorriendo el macizo del Fitz Roy, haciendo un recorrido en forma de herradura. Para cada cima, el listado de rutas está ordenado geográfica (girando alrededor de la cima) y cronológicamente. Los apellidos están ordenados alfabéticamente.

Cerro Torre, 3102 m.

Cara norte, intentos.
Los suizos David Fasel, Stephan Siegrist, Thomas Ulrich y el checo Michal Pitelka, hicieron un intento a la cara norte del Cerro Torre en julio de 2001 (la supuesta vía Egger-Maestri). Eligieron el invierno patagónico suponiendo que las condiciones serían mejores y más seguras. Durante un periodo de buen tiempo de dos semanas de duración experimentaron un proceso de inversión térmica con temperaturas extremadamente frías en el valle pero cálidas en las montañas, elevando el nivel de peligrosidad de la escalada a causa del riesgo de caída de bloques de hielo. Entre el 15 y el 21 de julio Siegrist y Pitelka fijaron cuerdas en los alrededores del Collado de la Conquista, aunque tras ver las inmensas placas de hielo situadas en la cima de la cresta noroeste y en la cara este decidieron retirarse al considerar la vía demasiado peligrosa. No obstante, Siegrist calificó el tramo de 600 metros que pudieron escalar de "bonito y exigente".

En enero de 2002 los ingleses Leo Houlding, Alan Mullin y Kevin Thaw iniciaron la ascensión de la cara este con la esperanza de poder hacer un intento a la cara norte. Habían escalado unos 200 metros en el pilar situado por debajo del nevero triangular cuando Houlding, que subía de primero, decidió hacer un rodeo tras comprobar que la roca estaba mojada. No obstante, justo antes descubrió una cuerda fija que le hizo cambiar de opinión. Encadenó el largo, con la cuerda siempre en la mano por si sufría una caída. Pero sintió que no era jugar limpio así que lo destrepó y repitió los pasos sin usar esa cuerda. Esta vez se resbaló y tuvo una caída de 15 metros, rompiéndose el tobillo con una repisa. Luego de tres días, habiendo rappelado, gateado, incluso arrastrándose y también cargado a pie y a caballo, Houlding llegó al hospital.

Es interesante subrayar que la cara norte del Cerro torre fue el escenario de numerosos intentos durante la pasada década, la mayoría a manos de un fortísimo equipo austríaco, formado por Toni Ponholzer y Tommy Bonapace. En su último intento a la norte del Cerro Torre, en enero de 1999, Ponholzer llegó, junto a Franz Steiger, a pocos metros de la cumbre, abandonando a 150 metros del final.

Cara Oeste, Vía Ferrari.
En invierno, los franco-canadienses Martin Boiteau, Sthephane Gagnon y Claude Nadon protagonizaron un intento a la vía Ferrari, en la cara oeste. Las pésimas condiciones (fuertes nevadas, bajas temperaturas e inestabilidad de la nieve) les obligaron a abandonar tras pasar cerca de un mes en el Circo de los Altares.

Cara Este, Intento.
Los italianos Paolo Calza, Mauro Giovanazzi, Walter Gobbi y Ermanno Salvaterra intentaron escalar una ruta independiente completamente nueva en la cara este de esta cumbre. Tras fijar 300 metros de cuerda se metieron a la pared el 27 de octubre de 2001 e instalaron su primer vivac con hamacas, al que bautizaron con el nombre de Dalai Lama. Durante la siguiente semana consiguieron escalar otros 450 metros alcanzando un punto en el que la pared se extraploma, no muy lejos de la base de una enorme chimenea de hielo, en el último tercio del muro (300 metros por debajo de la cima). Una vez más, instalaron sus hamacas en una pequeña repisa donde aguantaron terribles tormentas durante cuatro días. Durante este tiempo, Gobbi y Salvaterra se intoxicaron con el gas propano de su calentador, con lo que el 3 de noviembre de 2001 todos decidieron abandonar.

Arista Sureste, Vía del Compresor.

(ED-, 900 m, 6a+, A2, 70°; primera ascensión completa por Brewer-Bridwell <USA> en enero de 1979).
El 18 de enero de 2002, Alex Huber y Tony Gutsch (Alemania) escalaron esta clásica vía en 48 horas, partiendo desde el campamento de los noruegos y montando un vivac muy cerca de la cima.
El 23 de enero, Dean Potter (USA) protagonizó la tercera ascensión en solo de esta vía en un tiempo récord. Salió de la rimaya, en la base de la montaña, sobre las 5:30 de la madrugada alcanzando la cima once horas después. Sólo se autoaseguró en el último largo, conocido como el largo de Bridwell (A2). Tan sólo empleó ocho horas y media en alcanzar la cima partiendo desde el Col de la Paciencia. Hizo cumbre sobre las tres de la tarde y a las 20:00 ya había regresado al col. Descendió haciendo rapeles en doble con una cuerda simple de 60 metros.
Las dos anteriores ascensiones en solo fueron completadas por Marco Pedrini (Suiza) En noviembre de 1985, y por Athol Whimp (Nueva Zelanda) en febrero de 1994.

Los rusos Timur Akhmedkhanov, Alexander Lastotchkin y Arkadi Seregin completaron la vía el 31 de enero de 2002. Usaron 200 metros de cuerdas fijas. Era la primera ascensión rusa a esta cumbre.
Al parecer, una numerosa expedición coreana habría escalado esta vía en febrero de 2002. El equipo estaba formado por Chung Seoung Kwon, Jeo Kyang Rye, Lee Bum Ki, Lee Hye Seoung, Im Se Wyong and Mun Choi Han.

Col de la Esperanza.
Thomas Bubendorfer (Austria) visitó la zona durante el invierno de 2001 con la intención de escalar en solo Los Tiempos Perdidos (TD+, 780 metros, 75º-90º; Andy Parkin <Gran Bretaña> - Francois Marsigny <Francia>, febrero de 1994) pero el mal tiempo permanente no le permitió ni hacer un intento en serio.

Torre Egger, 2850 metros.

Cara Este, conexión y variante

En febrero de 2002 Nathan Martin y Tim O’Neill (USA) completaron en estilo alpino una variante y conexión muy interesante. Empezaron escalando los diez primeros largos de la Ruta Italiana (ED+, 950 metros, 5+, A2, 85°; Bruno De Donà - Giuliano Giongo <Italia> marzo de 1980), antes de completar una variante de 8 largos que une la ruta Italiana con los últimos 14 largos de Titanic (ABO, 950 metros, 6a, A2, 90°; M. Giarolli – E. Orlandi <Italia> noviembre de 1987). Emplearon 59 horas en completar su ascensión, incluyendo un descenso épico en plena tormenta. ED+, 950 metros, 32 largos, 6b/ A2, WI 6.

Martin y O’Neill se convirtieron en el sexto y séptimo escalador (tras los italianos Giarolli y Orlandi en 1989 y los americanos Anker, Gerberding y Smith en 1985) en ascender a las tres torres del grupo del Torre Cerro (Torre, Torre Egger y Cerro Standhardt).

En enero de 2002, Peter Janschek y Much Mayr (Austria) protagonizaron varios intentos en una variante similar a la de Martin y O’Neill aunque el mal tiempo les obligó a abandonar. En su mejor intento consiguieron completar en libre 18 largos.

Aguja Standhardt, 2730 metros.
El 25 de diciembre fallecía el escalador vasco Rubén Aramendía tras caer en una grieta cuando realizaba la aproximación a la Aguja Standhardt junto a su compañero David López. El accidente ocurrió cuando David López perdió uno de sus crampones, lo que le hizo resbalar hasta caer al fondo de una grieta arrastrando con él a su compañero Rubén. Pese a sufrir diversas lesiones, David López consiguió salir de dicha grieta y descender hasta el campamento de los Noruegos para pedir ayuda. Rápidamente se formó un grupo de escaladores que subió con la esperanza de ayudar a Aramendía, pero cuando llegaron al lugar del accidente sólo pudieron constatar su muerte.

Rubén Aramendía era profesor de educación física y tenía 33 años. Escaló por todo el mundo, visitando zonas como los Andes Bolivianos o el Karakorum donde, junto a Mikel Zabalza y Fermín Izco, escaló una vía nueva llamada Ludopatía (1200 m, A3/7a+) en la Changui Tower. En 2000 hizo un intento a la ruta Kinshofer, en el Nanga Parbat, abandonando a 7.700 metros. En 2001 hizo un intento, junto con Fermín Izco, a la norte del Jannu.

Arista Norte, Festerville.

(ED-, 550 m, 6b+, WI 5; N. Martin – T. O’Neill <USA> febrero 2000).

El 6 de febrero de 2002, los americanos Lorne Glick y Mark Davis firmaron la segunda ascensión a Festerville. Emplearon un total de 30 horas (ida y vuelta) partiendo desde el campamento de los Noruegos.

Cerro Domo Blanco, 2507 metros.

Cara Norte, nueva vía, Son of Jurel.
Los días 30 y 31 de enero, Jonathan Copp y Dylan Taylor (USA) completaron la ascensión de una nueva línea en un evidente muro desplomado que recorre la mayor parte de la norte del Domo Blanco. Empezaron a escalar poco después del medio día, con Copp de primero en los largos iniciales, algunos de ellos excelentes, salpicados por numerosas fisuras de dedos en diedros, algún tramo fácil de artificial y una complicada sección en un sistema de techos mojados. Taylor tomo la cabeza de cordada sobre las siete de la tarde, tras completar unos pocos largos de roca húmeda y descompuesta llegó a un tramo más desplomado en medio de una tormenta. Tiró en artificial algunas fisuras heladas y, a primeras horas de la mañana, con los pies helados, cedió la cabeza de cordada a Copp. Este subió en medio de la tormenta, azotado por el viento y la nieve, completando otros dos largos que le permitieron alcanzar la parte superior del muro. Aunque en algunos momentos surgió en sus cabezas la idea de abandonar, se dieron cuenta que resultaría bastante más sencillo seguir hacia arriba que tratar de rapelar. Una vez llegados a la cima del muro, donde las principales dificultades técnicas se acaban, decidieron abandonar. Rapelaron por una línea situada lejos a la derecha de su línea de ascensión.

Su nueva ruta, bautizada con el nombre de Son of Jurel (hijo de Jurel), propone unos 600 metros de escalada con dificultades de hasta 7a/A2. El nombre de la vía es una combinación entre el nombre del padre de Superman, Jor-el, y Jurel, el nombre de una marca de pescado en conserva que supuso su única fuente de alimento durante días. La aproximación a la base de la vía discurre por un glaciar muy empinado (45º) y plagado de grietas.

Cerro Pier Giorgio, 2719 metros.

Cara Oeste, Greenpeace, Intento.

(ED-, 800 metros, 7a; M. Manica - R. Vettori <Italia> noviembre de 1985).
Jonathan Copp y Dylan Taylor (USA) hicieron tres intentos a esta vía durante el mes de enero. En su mejor intento llegaron a 200 metros de la cima, pero tuvieron que abandonar tras perder un casco.
Hay que subrayar que esta bonita línea sólo ha sido ascendida en dos ocasiones desde su apertura en 1985. La segunda ascensión, también en 1985, la protagonizaron los suizos V. Banderet y P. Maillefer, quienes la escalaron en estilo alpino en 3 días (ida y vuelta) y, según parece, en libre.

Cerro Pollone, Cima Este, Aproximadamente 2.480 metros.

Espolón sur inferior de la Cima Este, nueva ruta: Beg, Borrow or Steal (suplicar, pedir prestado o robar).
A fines de enero de 2002, Mike Schaefer y Blair Williams (USA) escalaron una nueva vía en el espolón sur de la Cima Este del Cerro Pollone, a la izquierda de Mastica Sputa. Su línea sigue un sistema de fisuras con dificultades que alcanzan el 6b+ (La vía tiene dos offwidths de 6b+). Completaron un total de nueve largos de 60 metros cada uno antes de abandonar a la altura del nevero situado en la cima del espolón, donde su vía se junta con Mastica Sputa, a 250 metros de la cumbre. Descendieron en 8 rapeles por la misma vía. No usaron ni clavos ni chapas excepto una que fue instalada en un intento anterior (ver más abajo). Bautizaron la vía con el nombre de Beg, Borrow or Steal (TD-, 400 metros, 6b+), en referencia a los numerosos incidentes que sufrieron antes de empezar la ascensión.

A mediados de diciembre, el italiano Giovanni Ongaro y el suizo Lorenzo Lanfranchi hicieron un intento a una línea situada a la derecha de la Schaefer/Williams. Consiguieron completar cuatro largos (hasta 6a+), antes de verse obligados a abandonar a causa del mal tiempo.

La cima Este del Cerro Pollone sigue esperando su primera ascensión. Mastica Sputa (TD+, 530 metros, WI 5+; L. Nadali – L. Trippa <Italia> octubre de1996) termina en la arista situada al oeste del Cerro Pollone. La cima Oeste o Principal (2.579 metros) de esta torre cuenta con una sola ascensión: la protagonizada por R. Dangl and R. Matzi (Argentina) y H. Zechner y A. Lantschner (Arg/Austria) en 1949.

Aguja Pollone, 2.313 m.

Pilar Este, La Granja.
(TD, 350 metros, 6b/c; N. Benedetti - R. Calvo – J. Canale – F. Renzacci <Argentina> marzo de 1997).

Tercera ascensión por Giovanni Ongaro (Italia), Lorenzo Lanfranchi (Suiza), Laurence Monnoyeur (Francia) el 11 de diciembre de 2001.

El 17 de enero de 2002 los americanos Mike Schaefer y Blair Williams firmaron la cuarta ascensión. Completaron la vía realizando cinco largos de 60 metros sin contar las tres tiradas sobre hielo poco inclinado que permite alcanzar la base de la vía. Sobre ésta comentaron: "La vía en sí es una maravilla y la afilada arista un placer".


ir a Montañismo Volver al HOME